Comunicados
 
Memorandum de Buenos Aires
8 de agosto de 2005
Durante los días 5 y 6 de agosto del 2005 nos hemos reunido en Buenos Aires, capital de la República Argentina, un grupo de mujeres representando a veinte países de América Latina, Europa del Este y Oeste, dispuestas a apoyar los reclamos de libertad para todos los presos de conciencia cubanos y la apertura democrática en la Isla.
 

Durante los días 5 y 6 de agosto del 2005 nos hemos reunido en Buenos Aires, capital de la República Argentina, un grupo de mujeres representando a veinte países de América Latina, Europa del Este y Oeste, dispuestas a apoyar los reclamos de libertad para todos los presos de conciencia cubanos y la apertura democrática en la Isla.

En esta jornada han participado ex y actuales funcionarias de Estado, líderes de organismos regionales e internacionales, intelectuales, académicas, periodistas, activistas de derechos humanos y de organizaciones no gubernamentales, parlamentarias y representantes del movimiento cívico cubano, quienes decidimos conformar el "Comité Internacional de Mujeres por la Democracia en Cuba".

A estos efectos y considerando que la comunidad democrática internacional no puede mantenerse en silencio frente a estos atropellos y mucho menos los gobiernos de los países que han sufrido terribles violaciones sistemáticas de los derechos humanos, llamamos a los países democráticos a sincerar su defensa de los derechos humanos y, en el caso de Cuba, le reclamamos lo siguiente: 

-Solicitamos a nuestros gobiernos que exijan al régimen de Fidel Castro la liberación de todos los presos políticos, conforme a los pactos internacionales que ha suscripto para la promoción de la democracia y la defensa de los derechos humanos.  

-Oficializar un enlace diplomático de nuestras embajadas en La Habana, con los familiares de los presos políticos cubanos y abrir las puertas de las embajadas, especialmente latinoamericanas, a las Damas de Blanco y la disidencia pacifica, siguiendo en tal sentido las acciones que han implementado los países europeos.
 
 
-Resolvemos que las mujeres libres del mundo debemos escuchar y solidarizarnos con las Damas de Blanco y todas las cubanas activistas de derechos humanos, invitándolas a nuestros foros internacionales para que puedan tener una voz y apoyarlas en sus retos y luchas por obtenerlos.

-Solicitar a nuestros gobiernos que exijan la presencia de organismos internacionales y organizaciones de derechos humanos para verificar la situación de los presos políticos y la realidad cubana. 

-Crear conciencia entre los inversionistas en Cuba acerca de su responsabilidad social con la promoción de la democracia, el desarrollo del pueblo cubano y la erradicación del turismo sexual.

-Impulsar una campaña mundial de adopción de presos políticos cubanos y sus familias, brindándoles apoyo y haciendo seguimiento y difusión de su situación.

-Iniciar una campaña de recolección de firmas de líderes democráticos en nuestros países abogando por la amnistía general de los presos políticos cubanos.

 

 
 
Website Security Test